Es una técnica complementaria en las sesiones de acupuntura. Se trata de punturar con pequeñas agujas en la oreja para la estimulación del pabellón auricular. Debajo de la piel de ésta zona se encuentran en la parte superior, nervios, vasos sanguíneos y linfáticos y en la inferior hay tejido graso y tejido conjuntivo. Cuando hay enfermedad aparecen puntos dolorosos conectados por zonas reflejas con los órganos y sus funciones. Al estimular con agujas estos puntos, son capaces de reforzar y tonificar un órgano o dispersar un síntoma. La auriculoterapia se usa para dolores en general, para eliminar inflamaciones y picores, y en primeros auxilios como shock o insolación. Es utilizada para reforzar la acción de una sesión de acupuntura o para prevención de enfermedades comunes.
Tiene las mismas aplicaciones que la acupuntura corporal y potencia sus beneficios durante los días siguientes. Devuelve al cuerpo su equilibrio energético ya que trabaja por zonas reflejas representadas en la oreja. El pabellón de la oreja se estimula primero con agujas, y después con semillas instadas en un pequeño esparadrapo que se pega en la oreja mientras la persona se va masajeando estos puntos varios días después.

Protección de Datos  Aviso Legal  Saiyin© 2019